martes, 25 de marzo de 2014

Arreglando España y olé




Llevo varios días con un cebollón de espanto provocado por una especie de catarro combinado con alergia de lo más coñazo, que me ha dejado de premio un par de calenturas en los morros, la napia perfectamente pelada después de doce paquetes de kleenex enteros y verdaderos, un dolor de estomago épico por culpa de las pastillas que me han recetado y los ojos como si llevase las gafas de bucear puestas y llenas de agua de mar H24.

El festival del humor y la ilusión, vamos.

Y, como ya sabemos, cuando estoy cabreada, que lo estoy, porque soy la enferma menos sufrida del universo conocido...me da por escribir.

Y antes por pensar, que con la cara en ebullición no se puede hacer mucho más.

El caso, querid@s mí@s es que he tenido una revelación, justo después de leer, con gran descojono, que Suárez, del que ha pasado todo dios durante años, de repente y post mortem, cómo no, es un prócer de la patria y hasta le van a cambiar el nombre al aeropuerto de Barajas para ponerle el suyo.

Y hay que ver la prisa que se han dado todos los políticos de medio pelo que nos desgobiernan en soltar chorradas y en ponerse a la cola para salir en la foto correspondiente, que en realidad es lo único que les interesa.

También he leído, justo a continuación, que han forrado a hostias a un montón de policías en la tal manifestación por la dignidad o lo que fuera, porque los mandos correspondientes les dieron la orden de estarse quietos para que el gobierno no pareciese todo facha que realmente está siendo.

Y de pronto he pensado que es acojonante (a la par que francamente grimoso), que los políticos estén hasta en la sopa.

Es la hostia que mendas que no saben de nada en realidad intervengan en absolutamente todo.

Obviamente...así nos va.

Y es curioso que estos prendas se pasen el día dirimiendo y dilucidando en comités y comisiones y reuniones cómo arreglar un país que está perfectamente arreglado.

Tenemos de todo en España, y todos sabemos hacer nuestro trabajo.

Sólo hace falta que nos dejen hacerlo.

Qué tontería ¿verdad?

Tengo perfectamente claro que en las próximas elecciones, entendiendo por próximas todas las que haya hasta que me jubile, le voy a votar al PACMA.

5 comentarios:

  1. Jeje... Yo siempre digo que voteis al: http://glbth-tsi.webgarden.es/
    Si nos van a dar por culo, al menos que sean profesionales.

    ResponderEliminar
  2. Una vez más...no puedo menos que estar de acuerdo contigo. Y me acuerdo de esa Bélgica funcionando durante meses sin gobierno ninguno. Sólo con gente en su puesto de trabajo, sabiendo hacerlo y sin menguados haciendo ver lo indispensables que son... :(

    Y yo no estoy acatarrado ;)

    ResponderEliminar
  3. ¡¡Verdades como puños!! Y para esos catarros tan inoportunos: sopa + huevo... Mano de santo, que todavía el tiempo acompaña para una buena sopica...

    ResponderEliminar
  4. Lo que mas jode cuando le entra el delirium tremens a nuestros políticos es que pagamos las consecuencias todos nosotros. Ahora nuestro queridísimo aeropuerto de barajas, se llamará Adolfo Suarez, por obra y gracia del yuyu post mortem que les ha dado a todos nuestros políticos. buff que jodienda!!

    ResponderEliminar